domingo, 17 de febrero de 2008

La farsa de Banco Azteca

Existe en la Ciudad México un edificio con lo último en tecnología, cuenta con escáneres de retina, vidrios a pruebas de balas, guardias armados y trabajadores vestidos de blanco que laboran en torno a un centro de operaciones con cientos de filas de computadoras. A lo largo de una de las paredes, 54 enormes pantallas despliegan datos, gráficas y tablas, un incesante flujo de datos. Toda esto pareciera seguir la trayectoria de una nave espacial o el tráfico en Internet y no pequeñas cantidades de dinero en efectivo y crédito de trabajadores pobres en México.

Las transacciones son tan pequeñas que apenas parece necesario tanto despliegue. El préstamo medio asciende a menos de 257 dólares. Pero para el Banco Azteca, uno de los bancos con mayor crecimiento en América Latina, las pequeñas sumas de dinero representa un torrente de ingresos que incluso sorprende a sus dueños. Durante las ultimas tres décadas el microcrédito se ha considerado una herramienta de desarrollo económico sin animo de lucro. El tipo de intereses que llegan cobrar para muchos no solo se considera indignante sino de usureros.

Sin límites legales en el interés y sin aparente supervisión, los bancos en México logran imponer intereses a los prestatarios pobres que oscilan entre el 50% y el 120%. El modelo empresarial de Banco Azteca permite cobrar los intereses que ellos deseen. ante esto los mexicanos de bajos ingresos preocupados por su reputación están dispuestos a pagar lo que deben independiente de sus condiciones de vida difíciles.

En un México que se va modernizando en el aspecto económico existen millones de mexicanos que luchan para poder llegar a fin de mes. Banco Azteca descubrió un gran mercado de servicios financieros. Muchas otras empresas tratan ahora de recoger sus beneficios, Wal-Mart Stores que obtuvo una licencia de la Banca de México el año pasado, comenzó a ofrecer créditos en 16 de sus 997 puntos de venta en México, en noviembre pasado. Por ejemplo un televisor LG de pantalla de plasma con un precio de 957 dolares de contado, puede costar hasta 1474 dolares debido a un pago durante 52 semanas.

Banamex el segundo Banco en México y propiedad de Citigroup esta intensificando sus prestamos a trabajadores pobres en las 127 ciudades donde opera su crédito familiar. HSBC compro una participación del 20% en Financiera Independencia un prestamista con altos intereses. El asegurador suizo Zurich Financial Service ha comenzado a otorgar pequeños prestamos. Todos son ejemplos de como los agentes financieros se esta llevando ganancias a costo de los que menos recursos tienen.
Clic paar agrandar. Una prepsectiva de los micropagos

Noticias grises
The Ugly Side of Microlending

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...