viernes, 11 de diciembre de 2009

La atmósfera de la Tierra podría tener un origen externo


Atmósfera de la Tierra. Créditos: NASA.

Los análisis isotópicos de los gases de criptón y xenón sugieren que gran parte de la atmósfera de la Tierra llegó del espacio exterior, no del espacio interior.

Criptón y xenón aparecen en la atmósfera de la Tierra -y en el universo-  en pequeñas cantidades. El análisis detallado de los gases proporciona pistas sobre donde se originaron los componentes de la atmósfera, dice Greg Holland, un geoquímico de isótopos de la Universidad de Manchester, Inglaterra. Tales análisis, publicados en Science el 11 de diciembre, sugieren que esos gases, así como otros, llegaron a través de cometas o fueron arrastrados por nubes de gases durante las últimas etapas de formación de la Tierra.

"Algunos científicos han propuesto que los gases en la atmósfera de la Tierra se originaron en el planeta", expresa Holland. De acuerdo con estos argumentos, existen dos posibilidades: la atmósfera se filtró fuera de la Tierra cuando el planeta se enfriaba gradualmente o fue expulsada de la corteza cuando un gran número de asteroides golpearon el planeta hace unos 3,9 millones de años. Sin embargo la evidencia isotópica nueva proporcionada por Holland y sus colegas sugiere que los escenarios sugeridos probablemente no son los correctos.


Los investigadores analizaron muestras de gas extraídos de una reserva natural de dióxido de carbono que se encuentra a varios cientos de metros por debajo del noreste de Nuevo México. Allí Holland, explica que el criptón y xenón que se originan en las profundidades de la Tierra -los gases que supuestamente se acumularon en el planeta miles de millones de años atrás - se mezclan con pequeñas cantidades de criptón y xenón atmosféricos llevadas a la superficie mediante precipitaciones y aguas subterráneas.

Las proporciones de isótopos de criptón y xenón presentes en el depósito geológico no coinciden con los coeficientes visto en la atmósfera de hoy en día. En particular, los isótopos más pesados de cada uno de ellos aparecen en mayores proporciones en las muestras subterráneas que las tomadas de  la atmósfera. Así que es poco probable que grandes cantidades de estos gases en la atmósfera provinieran de la Tierra.

Los análisis también indican que las muestras de gas geológico no estaban contaminadas por las muestras de criptón y xenón atmósferico, las proporciones de isótopos medidas en los gases coinciden con las proporciones vistas en los meteoritos. Esa es otra señal de que ni el planeta ni los meteoritos fueron la fuente de xenón y criptón isotópico en la atmósfera de hoy en día, indica Holland.

En cambio, él y sus colegas proponen que el criptón y el xenón ya presentes en el aire - y otros componentes atmosféricos también - pueden ser remanentes de las nubes de gases arrastrados por la Tierra recien formada. También ellos sugieren, que los gases pudieron haber llegado a la Tierra por los cometas, donde las proporciones de isótopos de xenón y criptón son relativamente más altos.

"Este es un trabajo muy importante y una contribución muy interesante para los estudios de cómo evolucionó la atmósfera", dice Robert Pepin, un astrofísico de la Universidad de Minnesota en Minneapolis. Pero los resultados del equipo no son inequívocas, señala. El criptón y xenón en la atmósfera de hoy puede, por ejemplo, ser una mezcla de gases de efecto isotópico de luz emitido por los cometas y los más pesados pudieron ser originados en la Tierra.


§ "Earth’s Atmosphere May Have Alien Origin" por Sid Perkins en Wired.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...