sábado, 10 de diciembre de 2016

La mejor parte de "Animales fantásticos" es la que trata de ciencia

La nueva película de Harry Potter es parte de una tendencia en las historias de fantasía orientadas a la ciencia.

Los animales en "Animales fantásticos y dónde encontrarlos" son tan convincentes y eso se debe en parte al personaje del magizólogo Newt Scamander (Eddie Redmayne), un héroe de la ciencia que de alguna manera se ha encontrado en una película de fantasía. Claro, es un mago que lleva consigo un enorme laboratorio en una astuta maleta. Ambientada en mundo de magia, esta precuela de Harry Potter ofrece algunas de las representaciones más realistas en la decada presente del trabajo de campo de todos aquellos que hacen investigación ambiental.

Newt Scamander busca devolver a un ave en peligro de extinción a su hábitat natural en Arizona. Créditos: "Animales fantásticos y dónde encontrarlos"/Warner.

Ahora bien los siguientes párrafos contienen spoilers, a sabiendas que la película lleva semanas en los cines.

No todo en "Animales fantásticos" funciona, hay debilidades en la política de templanza y el Congreso Mágico de los EE.UU. y la represión a la magia. Pero ello, funciona como un telón de fondo para la verdadera historia de esta película, que trata de la llegada de Newt a los Estados Unidos para que pueda liberar un pájaro mágico de aspecto cretáceo que regresa a su hábitat natural.

Por desgracia, Newt lleva su laboratorio y todos sus animales en una maleta con cerraduras poco fiables. Después de algunos incidentes torpes, algunas de sus "criaturas fantásticas" escapan y él es enviado en una loca búsqueda para recapturar a todas antes de que lastimen a alguien, o lo más probable que un humano las mate.

"Animales fantásticos" se vuelve así en la historia de Newt y sus criaturas fantásticas. No obstante esta no es una cinta de Godzilla o Gremlins, donde los animales mágicos amenazan a una ciudad con sus poderes mortales. En cambio, los malos son los seres humanos (mágicos y no) que no les importa si las criaturas fantásticas se estan extinguiendo. Newt tampoco es el típico cazador de monstruos. No posee jaulas, dardos tóxicos o Pokébolas. En su lugar, el laboratorio de su maleta tiene una enorme aire libre al interior, llena de diferentes hábitats, donde todos los animales pueden vivir en los entornos en que crecieron.

En una de las mejores escenas de la película, Newt trae a sus nuevos amigos Porpentina y Jacob a la maleta para ayudarlo a darle de comer a las criaturas. Tiene una habitación bien surtida de los diferentes tipos de alimentos para cada uno de los animales: serpientes infinitamente expansivas, aves gigantes, whatevers esponjosos, nifflers y docenas de otras criaturas. Los animales están solamente en este lugar porque Newt los está protegiendo de la extinción. Su objetivo es liberarlos de vuelta a sus hábitats nativos cuando estén listos. Al mismo tiempo, está tratando de encontrar animales que estén en peligro de extinción para protegerlos.

Todo lo que se muestra sobre el trabajo de Newt, desde los hábitats que mantiene hasta su meticulosas notas sobre los animales, es sorprendentemente similar a lo que hacen los científicos ambientales todos los días. El que Scamander este trabajando en medio de la bulliciosa ciudad de Nueva York hace que su trabajo sea aún más realista, ya que la perturbación humana es la razón principal por la cual los animales son expulsados ​​de sus hábitats y amenazados de extinción. De alguna manera, la película trata de la magia y metamorfos malignos y sin embargo nos dio un héroe de la ciencia tratando de proteger la diversidad biológica. Como la autora JK Rowling dijo sobre la película en un comunicado, "tuve la idea de que Newt era la única voz que decía: tenemos que preservar a estas criaturas. No deberíamos estar exterminándolos".

Realismo científico mágico


Rowling no es la primera autora de literatura fantástica en incorporar la ciencia ambiental a su trabajo. Tal vez el ejemplo más famoso es la impresionante película de 1997 de Hayao Miyazaki "Princesa Mononoke", acerca de cómo los espíritus de la naturaleza combaten a los industriales que quieren destruir el bosque. Uno fácilmente podría argumentar que también es uno de los temas en "El señor de los anillos".

Pero desde la década de 1990, hemos visto una mayor exposición de la geociencia real y la zoología en cuentos de fantasía. Tal vez el ejemplo más famoso es la serie "Juego de Tronos", basada en la serie de George RR Martin "Canción de hielo y fuego". Las implicaciones geológicas y climatológicas de esta serie son tan ricas en detalles que un grupo de estudiantes de posgrado en Stanford escribió una monografía académica no del todo en broma sobre la geología de Westeros.

El galardonado NJ Jemisin de la trilogía "La Tierra rota" exploró el cambio climático y la tectónica de placas en un mundo extraño lleno de personas que utilizan un poder mágico llamado orogenia para controlar la geofísica con sus mentes. Orogenia es un término científico para el movimiento de la corteza terrestre.

Series de terror clásico como "Buffy la cazavampiros" y "Supernatural" abordan a menudo  sociedades académicas secretas dedicadas a la crónica de monstruos mágicos. Al igual que Newt, cuyo tratado científico también se llama Animales fantásticos y dónde encontrarlos, estos vigilantes u órdenes secretas son esencialmente magizoologistas que rastrean toda la vida salvaje que no puede ser percibida por sus homólogos mundanos.
Portada de uno de los libros "Historia natural de los dragones" de Marie Brenna; donde se compara a un basiliscocon otras ciaturas marinas. Créditos: Todd Lockwood.


Mientras tanto, la heroína de la serie "Una historia natural de los dragones" de Marie Brennan es un naturalista del siglo 19 llamada Trent que escribe un libro de memorias sobre sus estudios de dragones de todo el mundo. A medida que abordamos su trabajo de campo, nos encntramos ante un extenso análisis sobre la filogenia del dragón, estrategias reproductivas y nichos evolutivos. También encontramos naturalistas de dragones entre los personajes de la serie de Naomi Novik "Temeraria", una historia alternativa donde las guerras napoleónicas se libran con dragones. Tanto en las novelas de Brennan como en las novelas de Novik, el tratamiento y la preservación de los dragones es de suma importancia para los personajes. Estas bestias temibles pueden tener armas de aliento mortal, pero están en grave peligro ante los seres humanos.

Tal vez una de las obras cumbres del realismo mágico relacionado con el medio ambiente es la novela de Ekaterina Sedia "La casa de los sueños descartados". En ella, una biología lleva a cabo experimentos donde tiene que drenar la sangre de miles de cangrejos de herradura. Sedia, que es bióloga, describe experimentos científicos reales que se aprovechan de una sustancia química en la sangre cangrejo de herradura sensible a la contaminación bacteriana. La sangre se usa para probar la pureza de los medicamentos y otras sustancias. Cada año, más de medio millón de cangrejos de herradura son sangrados y liberados, la mayoría sobreviven, pero un porcentaje significativo no puede recuperarse. Es esta deuda de sangre que persigue el biólogo en "La casa de los sueños descartados". Un día, ella se despierta para encontrar que su casa se ha movido hacia el mar, y ahora está a merced de los espíritus de cangrejo de herradura que no están contentos con lo que ha hecho.

En estos días, es tan probable encontrar el método científico al acecho en una historia sobre dragones, batallas espaciales o robots. Especialmente cuando se trata de biología y geociencia, los cuentos de fantasía se ocupan de las realidades de la investigación tan a menudo como la ciencia ficción. Y esto es algo para celebrar, porque una buena historia es la manera perfecta de abrir la mente de las personas a las maravillas del descubrimiento y el mundo natural.

Referencia:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...